febrero 17, 2012

Sin condón no hay carnaval

Capitán Condón

Los valores que regían la vida en la edad media, daban mayor peso al bienestar del alma de una persona después de su muerte, que a las condiciones que le rodeaban y le permitían desarrollarse en vida.

Este tipo de pensamiento parece ser el supuesto básico del argumento que ha dado el alcalde de Mazatlán, Alejandro Higuera Osuna, al prohibir la entrega de condones y encarcelar a quienes lo hagan durante el Carnaval. Según él, los infractores atentan “contra la moral pública”. De otra forma no me explico por qué lejos de mostrar una preocupación real por la población de aquel municipio, demuestra un desconocimiento o una omisión respecto a problemas tangibles como el alto porcentaje de embarazos adolescentes no deseados[1], de violencia sexual en parejas jóvenes[2] y de infecciones de transmisión sexual[3], no solo en su entidad sino en todo el país.

Para estar realmente a la altura del tercer carnaval más grande del mundo (según la revista Forbes), tanto el gobernante local como las autoridades estatales y federales, tendrían que haber pensando en acciones tan contundentes como las que el Ministerio de Salud de Brasil aplicará este año en su Carnaval al anunciar un programa enfocado en la prevención de VIH entre los jóvenes homosexuales y la repartición de nada menos que 70 millones de preservativos.

Leer más

Leer completo