Cualquier persona que tenga hijos sabe muy bien que, por pura salud mental, el pesimismo tiene que tener límites. Sin embargo, creo que hay ciertos momentos en la vida de una nación cuando lo que procede es detenerse en el pesimismo, reconocerlo, tratar de identificar dónde se ubica su “esencia”, sopesarlo en la medida de nuestras posibilidades y dejarlo por escrito. Esto es lo que haré en estas líneas. Sin embargo, quizás porque tengo tres hijos relativamente pequeños (12, nueve y seis años), terminaré con un par de párrafos sobre un texto de Hannah Arendt (1906-1975) que acaba de ser reeditado en español con el título “Introducción a la política” y que forma la segunda parte de un libro con un título muy sugerente (al menos para nosotros los mexicanos en los tiempos que corren): La promesa de la política.1 Como es sabido, uno de los principales problemas del México contemporáneo es que sus habitantes no creen en la política (ni en los políticos por supuesto), ni esperan prácticamente nada de ella. Además, están hartos de tanta corrupción. Más allá de la larga lista de gobernadores cleptómanos, el pesimismo mexicano actual tiene en dicha ausencia total de confianza y de expectativas en la política y en los políticos uno de sus elementos centrales.

Leer más

Leer completo

febrero 27, 2017

Andrés Manuel López Obrador, Morena y Chiapas

Chiapas es para Andrés Manuel López Obrador no solo el estado en donde planea refugiarse si pierde las próximas elecciones presidenciales, sino la entidad que podría proporcionarle más de 700 mil votos en el 2018.

Por sus raíces familiares y su historia personal, habla de los chiapanecos como sus paisanos, de Chiapas como su tierra, y de Tabasco, su estado natal, como su agua.

Leer más

Leer completo

febrero 21, 2017

Si Maquiavelo fuera asesor político en México

A casi 500 años de su muerte, ¿qué puede decirnos Nicolás Maquiavelo -el teórico, el historiador, el diplomático- sobre la política de nuestro tiempo? ¿Qué podría aconsejar a los modernos príncipes y ciudadanos? ¿Qué haría, por ejemplo, como asesor en Los Pinos o la Cancillería? A continuación, una selección de fragmentos de sus obras más celebres que nos muestra a la Historia como la consideraba el gran florentino: “maestra de nuestras acciones, sobre todo de las acciones de los príncipes”:

Leer más

Leer completo

febrero 13, 2017

Datamancia, una superstición superdotada

Hace dos años la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos, la OCDE, presentó el documento Estudios económicos de la OCDE. México. Enero 2015. El mensaje medular corroboraba los decires del presidente Peña: que, efectivamente, las reformas estructurales aprobadas por el PRI, el PAN y el PRD eran el santo remedio a los males nacionales. A partir de un sencillo análisis filológico —esto es, en tanto manifestación idiomática— concluí yo en ese entonces: el texto es una depurada expresión del pensamiento mágico contemporáneo. La OCDE albriciaba entonces: “México ha emprendido un audaz paquete de reformas estructurales con el que pone fin a tres décadas de lento crecimiento, baja productividad, informalidad generalizada en el mercado laboral y una elevada desigualdad en los ingresos”. Con las cursivas quiero subrayar que el verbo se conjugaba en presente. Enseguida, los expertos de la OCDE presagiaban: “…y auguran [las propias reformas] buenos resultados para 2015 y años posteriores”. También aquí el verbo es clave: augurar. Un augur en la Antigua Roma era el sacerdote dedicado oficialmente a la adivinación, un don otorgado por los dioses —no por nada “adivinar” se encuentra en el mismo campo etimológico que “divinidad”—.

Leer más

Leer completo

enero 30, 2017

El fin del TLCAN no es el fin del mundo

Voy directo al tema porque así está la circunstancia: directita. Ante la casi inminente imposición de límites draconianos a las importaciones mexicanas a Estados Unidos (de entrada el anuncio de la pretensión del Presidente Trump de imponer un arancel del 20 por ciento a los productos de México para pagar el muro), la posibilidad de un acuerdo bilateral EEUU-Canadá con exclusión de nuestro país, la limitación de las inversiones de las multinacionales estadounidenses en México, entre otras situaciones, el gobierno mexicano debería pensar seriamente (como seguramente lo está haciendo) en abandonar el TLCAN. Para ello se requiere, en principio, considerar asuntos como estos:

Leer más

Leer completo

Dentro del plan para los primeros 100 días de su gobierno, Donald Trump estableció cuatro asuntos clave en materia comercial: su intención de renegociar o salir del Tratado de Libre Comercio (TLCAN); la salida de los Estados Unidos del Acuerdo de Asociación Transpacífico (TPP en inglés); designar a China como un país manipulador de divisas; identificar los “abusos de comercio exterior que injustamente afectan a los trabajadores estadounidenses” y poner un fin inmediato a ellos.

Leer más

Leer completo

noviembre 9, 2016

Con estos bueyes…

Ya pasó lo que no queríamos que pasara. Ahora hay que esperar que el gobierno mexicano haya pensado qué va a hacer para responder a la agresiva política de Donald Trump hacia México. De lo que no hay duda es que va a construir un muro en la frontera sur de Estados Unidos, no sé si tan alto, tan grueso, tan largo y tan hermoso como lo ha prometido. Error muy grande sería descartar que lo hará, porque de todas las promesas que impulsaron su campaña ésta es de las menos descabelladas. Tampoco le saldrá muy caro deportar a mexicanos indocumentados. Lo hará. Llevar a cabo esas medidas bastaría para demostrar a quienes votaron por él que hará todo lo demás, aunque lo que resta es difícil si no es que imposible. La debilidad de nuestro gobierno y de nuestra autoestima hace de nosotros presa fácil de la furia de Trump y sus votantes.

Leer más

Leer completo

noviembre 3, 2016

Los 70 del ITAM: ausencias y presencias

Antier, primero de noviembre, el ITAM celebró sus 70 años de “compromiso con la libertad y la excelencia”.

A la celebración asistió un grupo selecto de ex alumnas y ex alumnos —esto lo sabemos puesto que, a pesar de ser egresadas de esa universidad, no fuimos invitadas—; seguramente asistió también una buena parte de la facultad, algunos funcionarios públicos y no sabemos quiénes más. Nosotras, como muchas ex compañeras y ex compañeros, nos enteramos del evento y sus detalles por medio de redes sociales y medios de comunicación.

itam

En la foto que más circuló en redes sociales, puede apreciarse el presídium que —creemos— encabezó el evento, integrado por miembros del ITAM y funcionarios públicos de alto nivel. Por parte del ITAM, se encontraba el rector Arturo Fernández, el vicerrector Alejandro Hernández, y Alberto Baillères, presidente de la Junta de Gobierno. Del gobierno federal, asistieron nada más y nada menos que el Presidente, Enrique Peña Nieto y el Secretario de Educación, Aurelio Nuño. De la CDMX, se encontraba Miguel Ángel Mancera, Jefe de Gobierno. En la foto hay tres hombres más cuya identidad no conocemos.

Más allá de las posibles discrepancias ideológicas que nos genera tanto la selección de invitados y de algunos de los individuos premiados, creemos que no debe dejarse de poner atención a dos cosas de la celebración de ayer. En nuestra opinión, dicha selección nos dice mucho de la visión que los altos mandos del ITAM tienen de la institución, de nuestra institución.

La primera cosa que notamos, con incredulidad y enojo, es que, en pleno 2016, no hubo una sola mujer en el presídium. Esta decisión no es inocente. El ITAM cuenta con destacadas alumnas, ex alumnas y profesoras. La importancia de [no] representar plural y adecuadamente a la comunidad ITAM es crucial, no sólo simbólicamente. Dice mucho de la visión y de la constitución de la institución.

Cuando éramos alumnas de Ciencia Política y Derecho, la mayoría de nuestros profesores eran hombres. A pesar de que tuvimos extraordinarias profesoras, como Marta Lamas, Josefina Cortés, Lucía Melgar, Irene Rivadeneyra, Martina Copelman, y asistentes administrativas -sin cuyo trabajo la experiencia académica simplemente no hubiera sido posible-, como Alice Arce, Araceli Serrano y Margarita Mendoza, la composición de la planta académica y administrativa de alto rango del ITAM era muy desigual en términos de sexo. Como ex alumnas, es decepcionante que el ITAM, en los más de 10 años que han transcurrido desde que primero pisamos sus aulas y pasillos, no haya progresado en este sentido.1 O que, al menos, elija representarse frente a su comunidad y al público en general como una institución desigual, de mandos masculinos.

Esta representación muestra una de las muchas posibles escisiones dentro de la comunidad del ITAM. Escisiones que no siempre se resuelven, sino perduran. Algunas de éstas son reflejo de la diversidad de quienes formamos parte del ITAM, mismas que generan y enriquecen espacios de debate, de encuentro y desencuentro y de creatividad. Otras, son un reflejo de una disparidad franca de poder, y del apoyo institucional preferencial a ciertos grupos, ideas, que generan rupturas, no desde la diferencia, sino desde la desigualdad; que promueven silencios y ausencias.

Desde su fundación en 1946, el ITAM ha sido un espacio de formación de servidores públicos exitosos, y profesionistas que han hecho carrera en el sector privado. Este grupo es el que representa, en muchos casos, la idea y la experiencia del ITAM hacia adentro y también hacia afuera. No sorprende, entonces, que en el evento de celebración de sus 70 años, la institución haya elegido como símbolos de éxito y motivo de celebración y orgullo a ex alumnos como Felipe Calderón.

Pero también, desde su formación, el ITAM ha sido un espacio de rigor académico, de convivencia interdisciplinaria y generación de conocimiento e ideas. Este grupo, al que pertenecemos nosotras, es el que celebra al ITAM como una institución de excelencia, de rigor académico, de debate informado y generación de conocimiento. Y, de crucial relevancia, como una institución que proporciona las herramientas para generar crítica fundamentada.

A este segundo grupo, el evento de ayer no solo nos quedó mal, sino que contradijo los fundamentos de toda actividad académica: la honestidad, la creatividad y, sobre todo, el amor por las ideas. La elección del presidente Enrique Peña Nieto como invitado de honor y como el encargado de otorgar reconocimientos de excelencia académica nos parece no sólo equivocada, sino una afrenta frontal a los principios de excelencia y ética académica. Dejando de lado las críticas a la gestión del actual presidente, así como las posibles discrepancias ideológicas con su gobierno y su persona, denunciamos el que el ITAM haya elegido encarnar en el actual Presidente los principios a los que nos referimos anteriormente, un Presidente que fue encontrado culpable de plagiar su tesis de licenciatura y por lo tanto es un ejemplo concreto de deshonestidad y mediocridad académica, un presidente que cometió la más grande falta académica: el robo de ideas.

El ITAM no sólo produce funcionarios públicos de alto rango y directores de grandes transnacionales. El ITAM no es nada sin sus profesores y profesoras, su personal administrativo, y los y las alumnas que pasamos días estudiando, leyendo, discutiendo y trabajando.

Para nosotras el evento de ayer, más que celebrar las siete décadas de existencia de una institución académica autónoma, libre, crítica y de excelencia fue una demostración gráfica, en vivo y a todo color, de una institución educativa cuyo fin es hacerle corte al soberano, enriquecer sus cuadros, relacionarse con la élite del poder sin importar la calidad ética de sus integrantes. El evento de antier decidió primar la celebración de la cooperación con los grupos de poder a los logros de su facultad, sus estudiantes, y ex alumnos y ex alumnas. Un festejo donde el ITAM cínicamente reconoce en público su alianza y sometimiento a un funcionario que no observa ningún respeto por la academia y sus principios. Ayer, dentro de las paredes de una institución académica autónoma y de excelencia, que día a día vibra por el trabajo y la disciplina de su comunidad, la consecuencia del plagio fueron distinción y aplausos.

Esta crítica viene de un profundo agradecimiento y aprecio al ITAM. La formación que ahí recibimos y las amistades que construimos, han marcado nuestra existencia profesional y personal.

Regina Larrea Maccise
Candidata a Doctora en Derecho por la Harvard Law School.

Isabel Gil Everaert
Estudiante del Doctorado en Sociología en la City University of New York.


P.D. A nuestras profesoras y profesores, nuestro eterno agradecimiento. En especial, queremos reconocer la influencia de Marta Lamas, Jorge Cerdio, Jesús Silva-Herzog, Pablo Larrañaga, Rodolfo Vázquez, José Ramón Cossío, Miguel Sarre, Lucía Melgar, Josefina Cortés, Juan Carlos Marín, Alberto Sauret✝, Julián Meza✝, José de Jesús Barba, Carlos De la Isla, Pedro Cobo, Eric Herrán, José Manuel Orozco Garibay.

1 De los doce integrantes de la Junta de Gobierno, ninguno es mujer (0%). Tanto el rector como el vicerrector son hombres (0% de mujeres en los dos más altos mandos de la institución). En su historia, el ITAM nunca ha nombrado una mujer rectora. De las cinco divisiones académicas, únicamente la División Académica de Actuaría, Estadística y Matemáticas está encabezada por una mujer (20%). Y, en nuestros respectivos ex departamentos, la presencia de mujeres es minoritaria también. En Ciencia Política, de los once integrantes de la facultad de tiempo completo, solo una es mujer (9.09%). En Derecho, las cosas están un poco mejor. De los dieciocho profesores y profesoras de tiempo completo, cinco son mujeres (27.77%). Esta información fue tomada de la página web oficial del ITAM, así que cualquier discrepancia con la actual composición del cuerpo académico y administrativo es resultado de la no-actualización de ésta.

Leer completo

septiembre 8, 2016

La marcha contra las familias

Una organización llamada “Frente Nacional por la Familia” (así, en singular) convocó a protestar en defensa de la familia “natural”. El motivo de su movilización fue el paquete de iniciativas de reforma que propuso el presidente para reconocer en la Constitución Federal el derecho al matrimonio igualitario, para tutelar la identidad de género en el Código Civil Federal y para incluir la perspectiva de género y de derechos humanos en los contenidos educativos.

Leer más

Leer completo

septiembre 6, 2016

El G20 desde una perspectiva China

Finalizó el G20 (grupo de las 20 economías más importantes del mundo) en la provincia de Hangzhou, China. Como otras cumbres, parecería que lo planteado en ella podría ser parte de los reportes y memorias listas para publicarse y ser parte de los archivos de las cancillerías de los respectivos países miembros. El olvido viene después. Al parecer esta vez no será así. Es la primera vez que China toma la presidencia de G20 y no precisamente el legado será el recuerdo del protocolo, las cenas y las conferencias. Al contrario, China ha aprovechado la coyuntura para establecer y proponer temas sensibles que aquejan a todos los países miembros.

Leer más

Leer completo